Para quienes me leen

Escrito Por: Hugo Neira 126 veces - Mar• 20•20

Para quienes me leen, y en particular, para los que no me entienden:

De lo que hago, viene de los clásicos, además de Porras y los maestros que tuve en Francia. Confieso que mi escritura y lo que pienso de este oficio, proviene de Montaigne, padre del ensayo y del pensamiento moderno. El capítulo XXXVII lo dedica a «la soledad» puesto que «lo peor es lo que más abunda». No escribo —dice Montaigne— para «imitar a los viciosos». A «los compañeros de viaje disolutos», que lo hacían por ambiciosos. Calculando ser premiados. De ahí la soledad. Montaigne, en efecto, practica la difícil gimnasia intelectual de desvincularse. La ventaja de no estar conectado. Así, pues, no soy de ningún partido, «mi compromiso es conmigo mismo» (Montaigne). Y cuando estudio y explico las ideologías lo hago con el mismo tacto que usan los biólogos con los virus en sus laboratorios. Me puedo equivocar, pero escribo bajo las reglas de Montaigne, in solis sis tibi turba locis. «Sé en la soledad tu propio mundo». Y para terminar, debo contar algo personal. No pensé en decirlo, pero cómo me tratan, me obligan. La anécdota: estando en el extranjero, en esos momentos en que me encierro para terminar un libro, recibo la llamada de un Presidente del Perú. Me propuso un cargo ministerial. Mi respuesta fue que estaba trabajando y no volvería de inmediato. Le agradecí, y ahí quedó la cosa. Eso soy yo. Pueden decir lo que sea, pero acaso les duela mi autonomía. Soy peruano y jubilado europeo, vivo modestamente. Escribo y doy clases. Y al diablo con las vanidades criollas.  

20 de marzo de 2020

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. Both comments and pings are currently closed.